diumenge, 17 de desembre de 2017

Memòria del passat: Grans raiers, millors persones






LA VANGUARDIA ESPAÑOLA, 2 de junio 1972
(página 37)

SEO DE URGEL: Se proyecta un homenaje a los «Raiers».

En la comarca viven algunos famosos transportistas de madera  por río.


Suscitó gran interés la noticia de que era probable la celebración en esta comarca de un homenaje als «raiers», y el hecho poco conocido de que la madera de los bosques de las cercanías de Aliñá, transportada por el río Segre hasta el Ebro y sobre éste hasta Tortosa, sirvió para construir parte de la Armada Invencible.


En la comarca existen «raiers» que tuvieron como arriesgada profesión el transporte de madera por los ríos.
Coll de Nargó es el lugar donde tradicionalmente existían mayor cantidad y mejores especialistas.


Don Francisco Argerich Viñals, de 84 años, vecino de Coll de Nargó, y que desde los 17 años, siguiendo la tradición familiar, se dedicó al transporte de madera sobre las aguas, manifestó que algunos «raiers» de la zona eran contratados para desplazarse a diversas regiones españolas, especialmente a Asturias.
Prácticamente la profesión de «raier» se extinguió por haber variado los medios de transporte alrededor de 1930 a 1935.

Él señor Argerich afirma que la profesión era muy arriesgada, pero muy bonita, y que era necesaria mucha pericia para maniobrar por los ríos conduciendo varias toneladas de madera. Diariamente se recorrían de 20 a 30 kilómetros.


El «rai» estaba formado de unas 120 piezas atadas con ramas de «abedoll» o «redortes» y era manejado con dos grandes remos.
Se hacía vida en el mismo «rai» condimentando la comida durante la navegación, y por la noche, tanto si se navegaba por el Segre como por el Ebro, se, ataban los «rais» en los márgenes y se dormía en la embarcación, colocándose sobre la misma tierra para hacer fuego que servía tanto para calentarse como para hacer la comida.


Esta es la fidedigna información de un «raier» de 84 años que durante 35 navegó con sus «rais» o almadías, contribuyendo a la riqueza del país. Se muestra muy ilusionado así como otros compañeros suyos con el proyectado homenaje, que sería una lástima no se pudiera realizar, después de haberse probado que hoy día un «rai» puede descender perfectamente como antaño por nuestros ríos. — Enrique MONROS.

https://mail.google.com/mail/u/0/?ui=2&ik=7d7f76da72&view=att&th=16063ffa483570e7&attid=0.1&disp=safe&realattid=1587026258772885504-local0&zw


Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada